Lo que queremos de una fotografía macro, el fondo

Aquí me concentraré en otro aspecto importante en la fotografía macro: el fondo. Siempre hablo desde mi punto de vista.

En mi artículo anterior, comenté sobre qué queremos en una fotografía macro.

Podría decirse que el fondo es tan importante como el sujeto en sí, ya que tiene un gran impacto en una foto macro. Se que todas las especialidades fotográficas utilizan el fondo para enfatizar el tema y conectarlo con su entorno.

Hay muchas variables que contribuyen a un fondo efectivo, entre otras se encuentran la cantidad de desenfoque, el brillo y la saturación de los elementos, los colores y las formas que lo componen. Personalmente, en mi fotografía, busco la simplicidad por lo que todos mis fondos suelen ser muy limpios.
Con cualquier sujeto, cambiar el fondo puede dar un aspecto y una sensación completamente diferentes a una fotografía, como lo ilustra el siguiente ejemplo:

Sin haber amanecido aún y con un flash hice esta fotografía en la que puedes ver el fondo negro por la falta de luz.
A esos mismos sujetos les puse un fondo artificial bastante cercano que captaba la luz del flash como puedes observar el resultado varía completamente.

Esta es la primera vez que he utilizado un fondo artificial. Todas mis fotografías macro están realizadas con fondos naturales.
Pero... ¿Cómo puedo cambiar el fondo sobre el terreno y sin un fondo artificial? Es sencillo, a veces sólo es necesario extender las patas del trípode unos pocos centímetros para subir un poco o lo contrario bajar un poco. El resultado es una composición similar, pero con un fondo muy diferente.

Lograr cambios tan importantes en el fondo con un ajuste tan pequeño de la posición de la cámara es  consecuencia de que trabajamos desde una distancia muy cercana. Ten en cuenta también que la relación entre la distancia de fondo y la distancia del sujeto es extremadamente grande, por lo que un pequeño cambio en la posición de la cámara obtiene un gran cambio de angulo en la dirección del disparo. Cuanto más acerca estemos del sujeto, mayor es el cambio.

En la práctica, esto significa que fotografiar un sujeto con un fondo de nuestra elección requiere un trabajo cuidadoso y, a veces, bastante esfuerzo. La recompensa es que a medida que comiences a comprender y aplicar estos sutiles ajustes, se te abren infinitas posibilidades para crear fondos diferentes con el mismo sujeto.
Ya he comentado color del fondo juega un papel importante al enfatizar al sujeto. Asi que puedes utilizar un color que sea complementario (es decir, opuesto en matiz) al del sujeto, o al menos muy diferente. Al hacer esto, resalta el tema enfatizando sus propios colores.

Otra técnica es utilizar un fondo con colores muy similares a los del sujeto para dar una sensación de asimilación con el entorno. Esto funciona bien con animales cuya defensa es permanecer quietos y camuflados.

Gracias por leer este blog de fotografía.

No hay comentarios