Fotografía utiliza la emoción para contar una historia

Busca la emoción en la imagen para capturar una historia que contar a quien la vea. ¿Qué hace que te quedes mirando una fotografía? Las mejores fotos son las que te hacen pensar después de haberlas visto, son las que cuentan una historia.

Cuando encuentras una fotografía en la que la iluminación es buena, absoluta nitidez, colores vivos y la composición es adecuada los conceptos básicos de una buena imagen están cubiertos, pero para que sea memorable se necesita algo mas, comunicar una historia clara.

Hoy tenemos una tendencia muy marcada por la perfección técnica (yo también la tengo). Fotos saturadas, con mucho rango dinámico, el resultado habitual es un montón de imágenes sin alma, cortadas por el mismo patrón y nada especial que contar, vista una vistas todas.

La experiencia me ha enseñado que si quiero una imagen extraordinaria tengo que tejer una narrativa visual en la foto, no es nada fácil de conseguir en la naturaleza y muchas veces no lo logro.

Si observas la foto de arriba puedes ver al ñu de barba blanca hembra, con la placenta aún colgando, ayudando a su cría a levantarse para dar los primeros pasos. La bienvenida a la vida es: date prisa en moverte que no podemos perder a la manada, hay demasiados depredadores esperando... eso es lo que a mi me transmite. A otra persona la puede ver como algo tierno, natural, asqueroso, etc.

Hay un enfoque muy extendido en el que se piensa que sólo se puede contar una historia en una foto si hay personas en ella, da igual la disciplina (fotoperiodismo, street, etc.), creo que si lo trabajas un animal o varios también pueden comunicar emoción al espectador.
Por ejemplo, un gran paisaje con un pequeño esquiador, fuera de pista, saltando desde un acantilado puede contar una gran historia, llena de emoción y drama. Aunque siga siendo una foto de paisaje.

Quizá también te interese: ¿Qué hace que una fotografía funcione?

Encontrar una conexión emocional entre una foto y el espectador puede ser lo más difícil de hacer en este arte. Los fotógrafos de deporte a menudo toman las caras de sufrimiento de los atletas, las posiciones dramáticas del cuerpo, el barro que les salpica o las lágrimas (de victoria o derrota). Estas fotos están completamente centradas en capturar la emoción del deportista para transmitírsela al observador.

En la naturaleza esto también es posible hacerlo, no olvides incluir unos ojos brillantes en tu fotografía aunque...
 ...esto no es siempre necesario.
Gracias por leer este blog de fotografia

4 comentarios:

  1. Me ha encantado la entrada!! Claro que hay muchas historias con emoción en la Naturaleza.
    La foto con el ratoncito es para hacer un cuento.
    Enhorabuena.

    ResponderEliminar