Consejos para mejorar tus fotografías de fauna IV


Da igual si te vas a hacer un safari fotográfico a África, estás disparando a un gato en la calle o a un ave en el campo, todo este tipo de imágenes necesitan unas normas compositivas especiales o diferentes.

Debemos enfocarnos en sacar el máximo partido al animal que tenemos delante, cual es el mejor ángulo, qué meto y qué dejo fuera del encuadre, qué quiero transmitir, etc. Esto es lo que estoy intentando mostrar en esta serie de post.

Antes de esta entrada con consejos para mejorar tus fotografías de fauna hubo tres partes que sería recomendable que las vieras en orden para tener una visión más completa:
  1. http://www.pinceladasdelanaturaleza.es/2016/10/consejos-para-mejorar-tus-fotografias.html
  2. http://www.pinceladasdelanaturaleza.es/2016/11/consejos-para-mejorar-tus-fotografias.html
  3. http://www.pinceladasdelanaturaleza.es/2016/12/consejos-para-mejorar-tus-fotografias.html
¿MÁS ES MEJOR?
Estas son las eternas preguntas en la fotografía de fauna: ¿Qué es mejor: un solo sujeto o varios? ¿Cuál es el número ideal? ¿Deben ser pares o impares?

Sinceramente no tengo una respuesta para estas preguntas. Ni puedo dar la explicación necesaria en este caso, ya que hay fotografías con un solo sujeto que me encantan, igual que otras que tienen varios. No creo que haya una norma general adecuada y cada uno debe estudiar cada situación para decidir qué es lo mejor en ese caso concreto.

En fauna, a veces uno es lo ideal y dos son multitud pero también existe el caso contrario. Creo que lo que define una buena fotografía de fauna con más de un sujeto es la interactuación entre ellos.

Mira las siguientes imágenes y decide por ti mismo lo que te gusta más. Si quieres, puedes compartir tu opinión en los comentarios.







¿CUANTO PUEDES BAJAR?
Esta no es una pregunta con trampa, ni tampoco es una llamada a ser "super ágil", ni "super rápido", ni una invitación a arrastrarse por el suelo (que muchas veces lo hacemos).

El punto de vista de una fotografía de fauna es casi todo en ella. Cómo retratas al sujeto puede marcar la diferencia. Voy a explicarlo con pocas palabras, trata siempre de obtener una perspectiva a nivel de los ojos del animal al que estás fotografiando.

No lo olvides, el objetivo de la cámara debe estar a la misma altura de su ojo. Esto hace que el espectador que luego se recrea con la imagen vea la escena desde la perspectiva del sujeto ya que el ojo es el centro de atención.

Obviamente lo de "la altura de los ojos" es relativo casi siempre te encontrarás en una perspectiva más baja que una jirafa, pero creo que se entiende la idea. Lo normal, en este aspecto es saber que tendremos las limitaciones del entorno.




Aunque a veces lo que necesitamos es estar en alto para conseguir el punto de vista adecuado.


CONTINUARÁ...

Comentarios